Durante el encuentro entre el presidente de la Sociedad Colombiana de Anestesiología y Reanimación, Mauricio Vasco  y José Luis Cuero de la oficina de Gestión Territorial, Emergencias y Desastres del Ministerio de Salud se abordaron diferentes puntos, con el fin de aportar a la norma que reglamentará la Ley 1831 de 2017, por medio de la cual se regula el uso del desfibrilador externo automático -DEA-.

Dentro de los aportes realizados por la Sociedad se recalcó la importancia de contar con un reentrenamiento, mínimo una vez al año después de haber obtenido la certificación correspondiente, al personal encargado del uso del DEA en sitios de alta afluencia de público.  Se sugirió, además, que la reglamentación debe incluir unas horas mínimas establecidas para el curso de certificación. Al encuentro, también asistieron la doctora Luz María Gómez, subdirectora científica y la doctora Olga Cubides, subdirectora jurídica de la S.C.A.R.E; quienes plantearon la necesidad de contar con criterios mínimos para el reentrenamiento  del personal que realice las capacitaciones de certificación.

El DEA es un dispositivo electrónico de uso portátil que por medio de una corriente eléctrica permite reiniciar el funcionamiento cardiaco luego de paro cardiaco desencadenado por arritmias ventriculares. En el mes de mayo de 2017 el presidente Juan Manuel Santos, sancionó la ley que establece por obligatoriedad  la disponibilidad del desfibrilador en lugares públicos  y durante el transporte de asistencia básica de pacientes.

Los ajustes del proyecto serán publicados en las próximas semanas por el Ministerio de Salud para presentar las demás observaciones que se consideren pertinentes.

Conozca cómo se realiza una reanimación con el DEA:

¿Usted qué opina?